Shin-chan: la historia de un niño

Publicado en por Kenji

Photobucket



Shin-Chan es un niño japonés de 5 años, va al jardín de infancia, le gustan los dibujos animados del Ultra Héroe y las galletas de chocolate, un niño como cualquier otro ¿o no?. Desde luego que no, Shin-Chan es un auténtico terremoto, ligón, descarado, grosero, maleducado... y no para de meterse en líos.

Su creador el dibujante Yoshito Usui le dio vida hace ya más de 10 años y comenzó siendo un cómic que después se convertiría en la serie de dibujos animados que ya conocéis. Los dibujos son un poco toscos, sobre todo si los comparamos con otras animaciones manga, aunque en realidad, creo que algunos conoceréis a este mangaka como uno de los puntales del Estudio 4C, famoso por hacer animación experimental y progresiva. La familia Noara es la típica familia de clase media de Japón y aparte de los continuos líos en los que se mete Shin-Chan son muy normales.

La serie sigue teniendo mucho éxito en su país de origen y siguen emitiéndose nuevos capítulos. Llevan ya más de 370 episodios y continúan a un ritmo de uno por semana. O sea que tenemos Shin-Chan para rato. Además de la serie Shin-Chan también es el protagonista de varias películas. En Japón la serie lleva desde 1992 en antena, a través de TV Asahi, con capítulos semanales de entre 2 y 3 partes, que continúan produciéndose hasta el día de hoy. Actualmente se han emitido más de 675 episodios. A parte de la serie regular, se han producido decenas de especiales y películas durante todos estos años. Hoy día, Shin-Chan es un elemento más de la vida cotidiana japonesa y se ha convertido en un icono de esta época.

Inicialmente los contenidos de la serie seguían al pie de la letra los argumentos de los manga originales, pero poco a poco y debido a la influencia de la cadena y de la franja de emisión (inmediatamente después de Doraemon, serie infantil por excelencia), los contenidos fueron suavizándose, aunque manteniendo la rebeldía que la caracteriza.

La emisión en España comenzó por la cadena autonómica TV3, en catalán, cuando Luk Internacional trajo la serie en el año 2000. Tras ello, comenzó la marcha existosa de la serie por ésta y otras cadenas autonómicas como ETB, Canal 9, Telemadrid, TVG, Canal Sur, TVC, CMT... La emisión en castellano comenzó en Telemadrid a principios del verano de 2002.

El éxito fue fulminante y arrasó en las parrillas de horarios infantiles, a la vez que su infamia crecía entre las asociaciones de padres, lo que resultó finalmente censurable en varias cadenas autonómicas, como Telemadrid. En otras, como TV3 o CMT, el éxito que tuvo Shin Chan hizo que allá la serie fuese incensurable.

A causa del éxito de la serie, en 2005, después de 371 capítulos emitidos por las autonómicas (según fuentes de TV3 y Luk Internacional), Antena 3 compra los derechos de Shin Chan. El 23 de diciembre de 2005, Antena 3 estrena "Shin Chan" para toda España, y a día de hoy, se sigue emitiéndose en esta cadena y en su cadena subsidiaria en la TDT, Antena.Neox.

 

Photobucket


Himawari: Los padres de Shin-Chan debieron de pensárselo mejor antes de darles una hermanita a Shin-Chan. Al principio de la serie Shin-Chan era hijo único hasta que Misae se quedó embarazada y entonces nació la pequeña Himawari. No es más que un bebé pero ya es otro trasto como su hermano y cada día se parece más a él. Le gustan los chicos guapos, las cosas brillantes y las joyas, pero las joyas buenas las malas no las quiere, así que Misae tiene que dejar que juege con su carísimo collar de 53.000 yens, pero como Himawari no es más que un bebé acaba escondiendo o lo pierde, para gran disgusto de Misae que eso del dinero lo mira mucho. Una vez lo escondió en la taza del váter y Shin-Chan tiró de la cadena antes de saber que el collar estaba allí.

Misae: la madre. La típica ama de casa que se pasa el día haciendo las tareas domésticas, cotilleando con las vecinas (cosa que le encanta) y cuidando de los niños, como es la que pasa más tiempo con ellos es el blanco de casi todas las ocurrencias de Shin-Chan. Es muy presumida y sólo se compra ropa de marca. Siempre está preocupada porque le quepa la ropa así que se propone hacer dieta, pero luego no lo cumple. Shin-Chan también la llama "el mostruo de la siesta" porque pasa mucho tiempo durmiendo. Le gusta ir de compras pero como siempre le escatima el dinero a Hiroshi tiene que esconder las cosas caras que compra y sobornar a Shin-Chan con galletas de chocolate para que no se entere. Le encanta cosas como reunir punto para conseguir regalos y es capaz de casi todo por un regalo.

Hiroshi: el padre. Shin-Chan siempre le recuerda que todavía le quedan por pagar 32 años de hipoteca, como si no fuera ya bastante tener una hipoteca como para que siempre te lo estén recordando, así que tiene que trabajar mucho para pagarla y mantener a la familia. Le gusta jugar al golf y le gustaría que Misae le subiera su paga personal pero ya sabemos que Misae es una mujer muy dura que no da su brazo a torcer y menos aún por dinero. Va mal afeitado y a Himawari no le gusta que le de besos porque la pincha. Discute mucho con Misae aunque la mayoría de las veces le pasa por dejarse llevar por Shin-Chan, que siempre le lía.

Nevado. Es el perro de los Noara, una monada de perro que tiene el aspecto de un muñeco de nieve de ahí su nombre. No sólo tiene que soportar las ocurrencias de Shin-Chan, que no son pocas y las del resto de la familia, sino que además siempre se olvidan de darle de comer o que le metan en la casa cuando hace mal tiempo, así pasa muchas calamidades. Pero es muy inteligente y cuida de todos.

Como conclusión podríamos decir que tenemos entre manos un anime tanto para niños como para adultos.

Para niños porque Shin-chan  hace exactamente lo mismo que un niño, y además es sincero. Para los adultos, si, para los adultos... ya que la crítica social está presente en cada capítulo, en cada palabra. En cada acción. Es un retrato de una familia japonesa de clase media-baja que sufre por llegar a fin de mes y que tienen problemas reales. No seamos tan ingenuos como para solo ver la parte que no interesa de un anime "para niños". 




Photobucket


 


Etiquetado en Anime Experimental

Comentar este post

apual 05/20/2009 16:11

Claro que Shin-chan no tiene maldad! Me parece casi imposible que esta serie pueda herir la sensibilidad de algún colectivo

Kami-Hesusu 04/30/2009 22:55

no esta en español castellano de España?? joo

Kanna 04/30/2009 00:13

Shin-Chan es una serie muy divertida y aunque está orientada a un público adulto ( es una crítica de varios aspectos de la sociedad japonesa), no creo que fuera un problema ponerla en horario infantil. Muchas otras series, como los Simpsons son tambien para adultos y se emiten al mediodía. Mucha gente debería plantearse que los niños sólo ven lo divertido en las series y las cosas las observan con una mirada limpia; no es lo mismo con un adulto que sabe leer entre líneas y que tiene una visión distinta del mundo por su madurez y experiencia en la vida.En definitiva, que lo que ven los adultos no lo ven los niños y viceversa.

Sauron 04/29/2009 22:49

Buenooooo, la seria para descargar, muchas gracias.

LoL 04/29/2009 22:48

LOL XD, pero que risas con este enano, es buenisimo!